FERRATUS 2009 y FERRATUS Sensaciones Décimo 2003 entre los Mejores Vinos de España

El 29 de octubre, Guía Peñín convoca el XVI Salón de los Mejores Vinos de España. Un evento, con trascendencia nacional e internacional,  que reúne anualmente a los vinos que han obtenido una puntuación igual o superior a 93, en la prestigiosa Guía.

Bodegas Cuevas Jiménez acudirá este año con dos grandes vinos: FERRATUS Sensaciones Décimo 2003, con 96 puntos en la edición 2016 de dicha Guía, y FERRATUS 2009, con 93 puntos.

El salón acoge, en el Palacio Municipal de Congresos de Madrid (Campo de Las Naciones) en horario de 12.00 h. a 21.00 h., a las bodegas participantes con sus mejores vinos y a más de 4.000 profesionales del sector. El consumidor final también podrá acceder a partir de las 17.00 h.

Allí estaremos y allí te esperamos (Mesa 28, Sala Polivalente, tercera planta)

FERRATUS AØ y FERRATUS 2008 vuelan a Nueva York

Los días 25, 26 y 27 de octubre se celebra en Brooklyn (Nueva York) la décima edición del Congreso Internacional de Chefs, StarChefs, Este año, y para conmemorar de forma especial el 10º aniversario, el país elegido como anfitrión es España, por lo que habrá una representación muy especial de los grandes chefs de nuestro país.

FERRATUS AØ 2013 y FERRATUS 2008  han sido seleccionados para representar a la Denominación de Origen Ribera del Duero, junto a otros vinos de la misma denominación, participando en diferentes actividades organizadas durante estos tres intensos días: Cena de bienvenida, Somm Slam, Somm Bar y Seminario del vino.

El domingo 25 se celebra la cena de bienvenida para todos los profesionales que participan y asisten al Congreso, en la que se servirán nuestros vinos, así como en el SommBar durante los tres días del Congreso. Los días 26 y 27,  tendrá lugar la Somm Slam, una competición abierta a profesionales del vino, en la que a través de una cata ciega, demostrarán su destreza y habilidad. Para concluir, el día 27 tendrá lugar un exclusivo seminario del vino, dirigido por el prestigioso Sommelier Geoff Kruth, que   analizará los vinos catados y elegidos en el Somm Slam.

Vendimias no son todos los días

Hace exactamente una semana que entraba el último racimo de la vendimia 2015 (la decimotercera)  por la puerta de nuestra bodega y no he podido casi ni respirar desde ese día. ¿El motivo? Durante el tiempo de preparación y vendimia no existe para mí nada más, el resto de temas pasan a un segundo plano y mi cabeza y mi corazón se centran en conseguir el mejor fruto para el vino irrepetible que será el FERRATUS 2015. Intento controlar cada detalle (excepto el clima, que ya, por fin, estoy empezando a aceptar como viene) e involucrar a mi equipo para que lo haga igual. Y luego, cuando todo ha terminado, he de volver a recargar fuerza y seguir adelante con el resto de temas profesionales y familiares. Pero “¡qué me quiten lo bailao! “Adoro esos días intensos de sol, frío, lluvia, barro, caminos imposibles, confidencias en el todoterreno, risas y gritos de nervios, dolores de espalda y empachos de uvas.

Y este año además ha sido muy, muy especial. ¡Qué uva! Sana, madura, vendimiada por manos expertas, transportada y descargada sobre las mesas de selección con mimo, aromática y dulce. ¡Y qué clima! Días soleados, fríos y con viento y noches próximas a la helada (no podré olvidar cómo se nos congelaban los dedos al tocar los racimos) ¡Y qué equipo, mi gente! Benigno, Eduardo, Jóse, Dioni, Ruben, Ismael y Ernatz y por supuesto mi hermano Enrique y el resto de mi familia, un equipo sincronizado, que ya no necesita que les diga qué espero exactamente de ellos porque ya lo saben y gracias al que este año he disfrutado de lo lindo.

Es imposible para mí no amar mi vino cuando sufro y disfruto tanto en su gestación. Alguien me dijo hace años que no podría soportar el ritmo que llevo esos días  pero no solamente puedo sino que quiero porque yo sé que sólo hay una oportunidad al año, que esa uva que espera en el campo es irrepetible, y que afortunadamente para los que me aguantan “vendimias no son todos los días”.

1 de octubre, comienza la vendimia 2015

El pasado 1 de octubre fue un día grande en Bodegas FERRATUS. Dio comienzo la ansiada vendimia, en el Pago de Santa Cruz, en el municipio de La Horra, nuestra viña, la niña mimada de la familia, y la que nos da la tempranillo del futuro FERRATUS Sensaciones 2015.

No me importa decirlo: el primer día de vendimia casi no duermo, y los siguientes poco. Los nervios se apoderan de mí, como cada año desde hace ya 13 otoños. La responsabilidad de que todo sea perfecto y durante el día el orgullo de lo bien hecho, son sensaciones encontradas y difíciles de explicar, que me hacen liberar adrenalina.

El primer día amaneció deslumbrante, y los siguientes también han sido excepcionales. Cielo raso, más de veinte grados de temperatura, y la tempranillo espectacular, en su mejor momento, en menor cantidad que el año pasado, pero sana y de grano pequeño, lo que augura máxima calidad, mucho color y fantásticos aromas frutales.

IMG-20151002-WA0019

 

Como siempre, recogemos la uva, seleccionándola en viña y en cajas pequeñas, para que el racimo descanse intacto hasta llegar a bodega, en las mismas condiciones que si estuviera en la viña. Este año hemos dejado que duerma al raso, han sido noches frescas y no había riesgo de lluvia.

IMG-20151002-WA0009

Por fin, de madrugada, la tempranillo entra en bodega, fría como la mañana, donde continuará su camino hasta formar parte de las escasas 6.000 botellas de FERRATUS Sensaciones 2015, no antes de 2018.