Ferratus_vendimia_viña-18

Hoy sentimos un respeto y admiración especial hacia los agricultores y labradores, que celebran el día de su Patrón, San Isidro, a pesar de que el último mes haya sido para muchos el peor que recuerden. La madrugada del pasado 28 de abril, despertaban desolados por la terrible helada, que aunque la temían y auguraban, sienten la impotencia de no poderla prevenir ni evitar. Un mes de abril que además se califica como el menos lluvioso de los últimos 40 años, y que terminó de forma catastrófica,  desconociendo aún su alcance real.

Sin embargo, el agricultor no baja la guardia y pelea con sus herramientas y fuerzas -todas de las que dispone- para sacar adelante su campo, a pesar de seguir a merced de lo que el clima disponga. Como nos gusta decir, los hombres de campo, sabios y pacientes, tienen los pies en la tierra y la cabeza en el cielo, hoy con la mirada en su santo patrón.

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *